martes, 5 de agosto de 2008

tardes negras

Hay tardes que son oscuras, lloronas, apáticas...negras. Aquellas en las que el café sabe a barro, el aire acondicionado te envía bocanadas de fuego ardiendo, los claxones no paran de gritar en tus oidos, lo gatos ladran en los tejados y el llanto del niño suena a música para un abandonado corazón. Tardes en las que la memoria es un instrumento de tortura que no cesa en su rítmico tormento, puro cilicio para tu mente. Aún cuando a fuera deslumbre el sol, son tardes en las que está lloviendo a cántaros para ti a semejanza de las lagrimas que corren por los mejillas....


(porque la vida duele demasiado aquí sin ti)

12 comentarios:

Tondo Rotondo dijo...

Déu n'hi do!

Intenta rescatar una mica d'alegria, buscar la recepta inexistent i introbable...

Una abraçada!

Striper dijo...

Piensa que siepre hay alguna tarde con tormenta pero luego sale el sol.

De cenizas dijo...

Agua son las lágrimas como agua son el mar, los ríos, las fuentes... Que canten o lloren, depende de ti... del cauce que les ofrezcas.



besos

KC dijo...

El alma también está llena de días soleados y días nublados. Cuando las gotas empiecen a caer, saca tu paraguas!

amelche dijo...

Pues te vas al bar del post de abajo y seguro que se te pasa todo.

TOROSALVAJE dijo...

Las conozco, las conozco bien, y que odio les tengo.

Besos.

Anónimo dijo...

la gracia de esta vida es k tiene que haber de todo, sin tardes de lluvia, no aprenderiamos a gozar las soleadas...ademas es posible disfrutar las dos de maneras distintas pero complementarias...
de una persona que te quiere mucho. jj.

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Colecciono tardes como ésas. Y mañanas y noches.

escorpiona dijo...

Como saber lo que es la alegría, si no pasamos por esas tardes negras...
Saludos guapa
Chau

alejandro m e dijo...

Te ofrezco una tarde de arte... a ver si puedes pasar por la inauguración de la Expo.
Saludos

Juanjo dijo...

Esas tardes sirven para levantarse con más fuerza el día después, aunque sea por el deseo de no repetirlas. Un beso.

Imagine Photographers dijo...

Hay nena!! es como si me hubieras leido en mis entrañas, Vale ya! no?
¿pero donde se encuentran los cristales que nos permitan ver las cosas de otro color? yo de momento el último post que pongo es "nada cambia en la plaza de mi pueblo".
Me tomo unas vacaciones para areglar asuntillos de salud:), pero te seguire leyendo con la esperanza e ilusión de ver brillar la luz y los colores en tu blog:)¿vale? me hace falta sonreir, así que espabila:):D
Molts petons i una abraçada
Franki